Con la situación actual de COVID-19 todos pasamos más tiempo en casa de lo que solíamos estar. Esta situación junto a la incertidumbre de no saber cuánto tiempo más estaremos en la pandemia, lleva a muchas familias a necesitar reformas en su casa que les permitan mejorar su día a día. En general ha aumentado la cantidad de proyectos de reformas que se están realizando.

Pero también es importante saber que los clientes quieren contar con los mejores profesionales para realizar su reforma, como es lógico. En este punto ¿cuáles son las claves para elegir una empresa de reformas?

La confianza, es fundamental

La confianza es muy importante para que el cliente se decante por un profesional u otro. Podemos decir que es de los factores que más pesos tienen para el cliente a la hora de contratar servicios de reforma.

Más del 50% de los clientes, deciden confiar en profesionales recomendados por familiares y/o amigos. Pero es cierto, que un aspecto que genera mucha confianza es el trato que se le dé y la rapidez con la que se le facilite un presupuesto claro y desglosado donde pueda ver detalladamente todas las partidas y su coste.

Apóyate en Trabajos Realizados

Como hemos dicho antes los clientes confían en profesionales recomendados por familiares o amigos, pero no siempre es así.

En este punto, apoyarse en trabajos realizados antes tienen un gran peso en la decisión del cliente. Porque como se suele decir, una imagen vale más que mil palabras, así que deja que tus potenciales clientes vean los trabajos que has realizado.

De esta forma podrán ver cómo trabajas, los resultados, la calidad … para esto suele ser un gran punto a favor disponer de una página web o redes sociales en las que se comparta este tipo de información con imágenes y recursos gráficos que los hagan atractivos.

Trato Cercano

Dar un trato atento y cercano, es un factor a tener en cuenta para cualquier empresa que proporciona un servicio y tiene trato directo con el cliente.

No nos referimos a un trato físico si no en la actitud, en el contacto continuo, que el cliente pueda localizarte fácilmente para hablar o comentar cualquier aspecto, por ejemplo. En definitiva, que el cliente pueda obtener respuesta rápida a sus cuestiones y se sienta atendido.

Planificación y Precio

Planificar el trabajo es importante en cualquier trabajo, pero a la hora de realizar una obra o reforma hay que tener una buena organización. Partiendo de un análisis del tipo de reforma, los metros, los materiales que se van a usar, los trabajos a realizar …

Al planificar, hay que informar al cliente de las posibles complicaciones que puedan surgir para que en caso de que aparezcan no le pille de sorpresa. Un cliente informado, es un cliente contento. Además, dar un tiempo estimado real de lo que se va a tardar es importante, a cualquier persona no le gusta que la obra dure más de lo esperado. Es mejor ser claros de primeras y dar los plazos reales.

En lo referente al precio de la reforma, aunque pueda parecer el punto más importante que los clientes tendrán en cuenta a la hora de elegir la empresa, no lo es tanto. Eso sí, en el presupuesto deben estar justificadas todas las partidas y el precio. En este tipo de servicios, el cliente es consciente de que no solo paga materiales, si no la cualificación de los profesionales y las garantías.

A la hora de dar un presupuesto, es importante resaltarle a la cliente que en el caso de que no se adapte a lo que esperaba, se puede adaptar cambiando algunas partidas, calidades, materiales … se pueden ofrecer varias opciones.

No olvides que un cliente satisfecho siempre puede traerte a otro, el boca a boca es la mejor publicidad que puedes tener.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies
LLÁMANOS